Acné y Rosácea - Tratamientos - Dermatología Dexeus Barcelona
16144
page-template-default,page,page-id-16144,page-child,parent-pageid-16059,ajax_updown_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1200,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-13.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive

Acné

EL ACNÉ

Estudiamos cada caso de acné para tratarlo con el tratamiento para el acné más adecuado: cremas o geles, antibióticos por vía oral o tratamientos especiales.

El principal problema del acné es el estético, sobre todo en las formas de acné severo. Esta tipo de acné puede llegar a ser desfigurante y causar un trauma emocional al paciente, por lo que es importante la ayuda de un buen dermatólogo.

Para tratar el acné disponemos de diferentes tratamientos, en función de las necesidades de la piel del paciente. Algunos tratamientos para el acné son cremas o geles y antibióticos por vía oral. También se pueden aplicar tratamientos especiales tales como la isotretinoína, que es un derivado de la vitamina A y cura prácticamente todas las formas de acné.

Para las cicatrices de acné podemos optar por los peelings, la microdermabrasión o el láser.

 

ACNÉ JUVENIL

El acné juvenil es una condición de la piel en la que aparecen poros obstruidos o dilatados (puntos blancos o negros, respectivamente), granitos inflamados y bultos más profundos, llamados nódulos. Estos síntomas aparecen tanto en la cara como en el cuello, pecho, espalda, hombros y brazos.

 

ACNÉ ROSÁCEA

El acné rosácea o rosácea es una erupción crónica que se localiza exclusivamente en la parte central de la cara. Es decir, en nariz y mejillas.

En un inicio aparece un enrojecimiento o cuperosis en dichas áreas, con brotes de sensación de quemazón o de pinchazos. Con el tiempo, estos síntomas evolucionan y aparecen granos y pústulas.

El acné rosácea afecta más frecuentemente a mujeres, sobre todo de piel clara. En los hombres es típico que se enrojezca la nariz y con el tiempo se engruese, es lo que se denomina rinofima.

El tratamiento para la rosácea es la aplicación de antibióticos tópicos u orales como las tetraciclinas y, en caso más severos, retinoides. La cuperosis o enrojecimiento de las mejillas y/o de la nariz nariz se puede tratar con láser para conseguir no sólo una mejoría estética, sino también las sensación de calor o quemazón.